capturar la felicidad

Siento que tendría que hablarte sobre fotografía, pero me interesa más hablarte de magia. La magia es elusiva, no responde a ninguna formula o tampoco se puede alcanzar siguiendo instrucciones. Y lo que es mas, la magia es diferente para todos.

La magia viene de conocerse, usted y yo, para poder capturar sus relaciones y contar su historia de una manera auténtica. La magia viene de elegir una ubicación tan única como usted y hacer que la experiencia de ser fotografiado sea tan memorable como los retratos terminados. La magia solo ocurre si puedes relajarte y disfrutar todo el proceso. La verdadera magia es mirar una imagen dentro de una década y sonreír a tus recuerdos de ese momento, dándote cuenta de que tú y yo capturamos alegría.